Pensando en los buenos predicadores…


Saludos desde Florida! Terminamos un buen día… muchas cosas buenas pasaron, fue bueno enseñar al grupo de parejas que nos acompañan en apoyo a MetroAmérica 020 cada año, fue bueno estar en dos cultos “súper” -en todo el sentido de la palabra-, fue bueno tomar la mesa del Señor de una manera diferente con esta preciosa iglesia, fue bueno conectar con viejos amigos en esta zona del mundo y establecer algunas nuevas amistades que ministran en latitudes y culturas totalmente fuera de nuestra pequeña realidad… pero quizás lo mejor del día fue escuchar a Stephen Rummage exponer la Palabra con maestría y simpleza en uno de los mensajes más poderosos que he escuchado en mucho tiempo.
Me gusta.

¿Sabes? así como a los mecánicos les gustan los motores de los automóviles, a los futbolistas les gustan las diferentes tipos/marcas/estilos de balones o a las amas de casa del Siglo XXI les gusta Pinterest, a los predicadores nos gusta escuchar buenos sermones. No solamente es la elocuencia -un factor humano que puede ser muy bueno- sino también la estructura, la claridad, la cadencia en el flujo de las ideas, la pasión, el ritmo, el enfoque… todo junto es un verdadero arte de Dios… que apunta a Dios y le glorifica cuando un hombre de Dios lo realiza de la manera correcta. Desafortunadamente, no hay muchos predicadores que predican de esa manera y hay muy pocos que lo hacen de manera consistente, domingo a domingo, semana a semana. Siempre he pensado que cualquiera puede predicar un buen pero hacerlo todas las semanas es algo muy difícil y pocos lo logran. Stephen es uno de esos pocos. Cada vez que le he escuchado he sido bendecido por Dios con palabra fresca, clara, directa, interesante y relevante. Para serte honesto, conozco a muchos predicadores… pero no muchos procuran y logran la excelencia. Gracias a Dios por lo que sí lo hacen y cuando lo hacen son motivados por la gloria del Rey.

Esta noche me voy a acostar “satisfecho”. Una buena sensación que realmente necesitaba desde el fondo del alma. Mañana será un día largo… las actividades en la conferencia tomarán literalmente todo el día.
Ya te mantendré informado.

 

Nos vemos mañana.

Un pensamiento en “Pensando en los buenos predicadores…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s