Tiempo de retiro…


Saludos desde algún lugar del Departamento de Ahuachapán, una de las zonas cafetaleras de nuestro país. Patty y yo estamos acá junto con todo el Staff ministerial de VidaNueva para pasar los próximos dos días apartados del frenesí ministerial en el que regularmente estamos metidos. Desde que la iglesia comenzó hace 22 años ha sido nuestra costumbre como equipo tomar un tiempo como este cada año “para hablar con Dios, que él nos hable y para hablar entre nosotros”. Sin embargo, no te equivoques, aunque estamos en un “retiro” no tenemos en realidad mucho tiempo para reposar; la agenda comenzó apretada desde nuestra llegada esta tarde y se mantendrá así hasta que regresemos a San Salvador el martes ya por la tarde. No sé tú, pero yo estoy persuadido que la iglesia local es el vehículo por medio del cual Dios hace su obra en esta presente dispensación y creo que no hay nada mejor en el universo que invertir todos los recursos posibles en el establecimiento del ministerio de una iglesia. En mi caso, por su gracia, el Rey me ha dado el tiempo y la oportunidad de invertir la vida en esta iglesia local… y me siento extremadamente agradecido con él por haberme puesto a hacer esto. En tu caso, es probable que no sea “a tiempo completo” o que no sea en VidaNueva, pero te desafío a que inviertas tantos recursos -tiempo, talentos, tesoros- en la iglesia en la que él te ha puesto.

Este es un equipo fabuloso, no hay otra manera de decirlo. Ahora, a causa del crecimiento de la iglesia estos últimos años y de las muchas ramificaciones ministeriales que Multisitio ha implicado para nosotros, este equipo ha crecido. En total somos 18, pero acá sólo estamos 17 miembros del equipo (Vilma de Camino no está hoy con nosotros). Además este es el bautismo de fuego de seis “nuevos” que nunca habían participado de uno de estos retiros (David Aguilar, César Mónico, Marcos Chávez, Erick Fuentes, Mauricio Lagos y la incorporación de Raúl Castro). La jornada de hoy fue buenísima… además de un interesante ejercicio en la búsqueda de mejor ministerio antes de cenar, cerramos hace un rato con un buen tiempo en la palabra y en oración.

Esta noche me acuesto cansado (predicar en los cuatro servicios de la mañana, el viaje y las sesiones de esta noche “pesan”) pero muy contento. Es mi experiencia que cada uno de estos retiros ha traído muchos réditos para el avance del reino. Sé que esta no será la excepción.
Ya te contaré.

 

 

Nos vemos mañana.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s