Pasión por un camino derecho…


Este fin de semana hay varias cosas sucediendo al mismo tiempo en mi mundo (para no perder la costumbre) y -debo confesar- será el final de una semana en la que me he sentido particularmente “bajo ataque” del enemigo. No suelo ser paranoico al respecto, se que todos los creyentes tenemos siempre un adversario poderoso y que las circunstancias de la vida son siempre la arena donde él arrastra nuestra mentes para siempre presentar pelea contra nosotros. Pero esta semana ha sido particularmente agotadora en ese respecto. Quizás es solamente que he estado más consciente de la realidad del ataque.

Lo interesante es que al mismo tiempo ha sido una buena semana en la Palabra. Y el Rey me ha recordado un principio particularmente importante en mi caminar con él (el ayuno) por medio del pasaje que estudiaremos durante todo el fin de semana en VidaNueva. Esdras 8 continua con la idea de los varones siendo líderes… solo que ahora les vemos en una faceta un poco más … hmmm… “mística”… “espiritual”… “apasionada” por las cosas espirituales. Ellos ayunan (y convidan a sus familias a hacerlo) en la búsqueda de Dios cuando están por emprender el largo viaje hasta su destino en Jerusalén. Lo curioso del pasaje es lo que no piden a Dios al ayunar… no pidieron protección en el camino a pesar de una vida incorrecta. No oraron por “un camino bueno, seguro, tranquilo”. Pidieron más bien “camino derecho”.
Muy interesante.

Camino derecho. El camino en la Biblia siempre es un cuadro de la conducta… al pedir camino derecho estaba pidiendo “vivir rectamente”… una vida santa. El término traducido como “derecho” es primeramente moral, el que se usan al hablar de “el bien y el mal”. Es la idea de Proverbios 14:12 (el camino que al hombre le parece derecho, pero tiene un final de muerte). Es la idea de Proverbios 29:27 (cuando alguien es “derecho” o recto cae mal a los demás) y el intento de “caer bien a Dios”. Es el “no nos metas en tentación, mas líbranos del mal” del Padre Nuestro en Lucas 11:4. Ellos pidieron una vida que complaciera a Dios y no que Dios les complaciera en la vida. Piénsalo. La búsqueda de Dios debe hacerse por la vía de complacer a Dios mediante nuestro cambio y no por la vía de nuestra complacencia mediante el cambio de nuestras circunstancias. En otras palabras, agradar a Dios es más importante que el bienestar en nuestros planes… pero el pasaje que estudiaremos nos muestra que si agradamos a Dios estaremos bien en su plan.

Al considerar este pasaje mucho me temo que ese es el problema que muchos debemos enfrentar hoy… queremos vivir como nos de la gana pero contar con la bendición de Dios a pesar de todo. Es imposible.
Necesitamos “camino derecho”.

¿Lo deseas? ¿Lo pides? ¿Te apasiona tanto como para ayunar para que Dios te lo de?
Allí te dejo la inquietud.
A mí me ha hecho reflexionar sobre mí mismo.

Además a continuación te dejo  el último día de la conversación con Darío sobre Disciplinas espirituales. Ha sido una semana especial. Este es día 5… usualmente de preguntas y respuestas pero este viernes inusualmente de enseñanza. Muy buena por cierto.

Nos vemos mañana.

Un pensamiento en “Pasión por un camino derecho…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s