Más que una actividad de fin de semana…


Ministerialmente, ha sido un excelente fin de semana. Puedo dar testimonio de la presencia de Dios en los cultos de la Iglesia (estuve en los tres campus entre Viernes y Domingo)… percibí un espíritu creciente de adoración en el mejor sentido de la palabra, mucha libertad a la hora de predicar y mucha convicción del Espíritu Santo hablando a los corazones. En la tarde vi como -por segundo día consecutivo- centenares de nuestros miembros se preparan con muchísimo ánimo para montar Casa del Juicio en apenas unas semanas… mucho trabajo arduo nos queda por delante… pero veo a muchos dispuestos a emprender el trabajo con una sonrisa en sus rostros. Es bueno ser parte de una iglesia viva, que se conecta vivamente para servir apasionadamente al Dios viviente.
Me gusta.

Pero la Iglesia es algo que sucede mucho más allá que el fin de semana… es muchísimo más que “simplemente” los cultos… más que los campus… es la gente, las familias, todos aquellos que el Rey compró para sí con su propia sangre y decidió juntarlos en este tiempo de la historia en esta iglesia… apenas una de muchas otras que le pertenecen a el. Así que, esta noche oro por la Iglesia que tengo el privilegio de pastorear pero que entiendo a cabalidad que es su iglesia… pienso en los días de esta semana en la que VidaNueva no estará congregada, sino diseminada por centenares de ámbitos en la ciudad de San Salvador y sus alrededores… por las oportunidades de hacer ministerio a nivel puramente personal que el Espíritu Santo dará a cada quien (con énfasis en invitar a la Casa del Juicio)… por las puertas abiertas para consolar y servir a un mundo que pasa por “el valle de lágrimas” (como aprendimos esta mañana en Salmo 84) sin tener la fuerza necesaria para hacer de él una fuente abundante… por la victoria en las tentaciones que el enemigo arrojará de manera continua a fin de inutilizarnos en la batalla espiritual. Es que el cristianismo es mucho más que una actividad de fin de semana. Punto.

Si eres parte de VidaNueva, estoy orando por ti. Deseo que tengas una semana plena de la presencia de Dios… y te animo a que -como estudiamos esta mañana (puedes escuchar el mensaje acá)- decidas vivir cada uno de los días en completa integridad.
¡Que tengas una magnífica semana!

Nos vemos mañana.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s