Descansa activamente en Dios…


Antes que nada: El audio del mensaje de Jonás 4 -domingo por la mañana XX Aniversario- está ya en el sitio de jcontreras.podcast.es  Puedes descargarlo o escucharlo a tu antojo dando clic acá o en la imagen de Jonás a la derecha de esta página. Este es el último mensaje de la serie.

Ahora sí…

Hoy fue un día completo de ejercitar la fe. No puedo explicarlo de otra manera. Fe es lo que uno necesita cuando ve circunstancias desafiantes (o imposibles) y recursos limitados. Tú sabes como funciona… la razón te pide hacer cálculos… la prudencia te obliga a tomar medidas… la experiencia te advierte que debes cubrir todas las opciones… la sensatez te grita que debes avanzar despacio… pero cuando todos los cálculos, las medidas y los planes han sido elaborados y aún queda la sensación de que el objetivo es inalcanzable en tus propias fuerzas… viene a tu rescate la persuasión de que el poder de Dios hará lo que tú no puedes hacer porque estás en el rumbo de Dios siguiendo los planes de Dios para la gloria de Dios.

¿Sabes?, tal fe es un elemento indispensable en el ministerio de una Iglesia. Casi cada congregación que conozco comprueba que los desafíos siempre son demasiado grandes y los recursos siempre son demasiado escasos. Las oportunidades siempre son numerosas y los obreros siempre son pocos. Los gastos siempre son más que los ingresos… la demanda es siempre mayor que la oferta. Creo que siempre ha sido así y que siempre lo seguirá siendo. Estoy convencido de que esa es la única manera en la que la iglesia de Dios -cualquier iglesia, por organizada y planificada que esta sea en su funcionamiento- no podrá ser explicada por capacidades o habilidades humanas. El éxito entonces -y sólo entonces- proviene de Dios y no del hombre.

¿Significa esto que no hay que planificar? Claro que no. De hecho, hoy pasé en una reunión de casi 9 horas sólo de análisis y planificación… sacamos conclusiones claras con objetivos específicos. Estas conclusiones darán a luz los planes de acción que nos harán caminar por un camino definido. Pero… más claros que los planes mismos está la certeza de que “Si Jehová no edificare la casa, en vano trabajan los que la edifican… y si él no guardare la ciudad, en vano vela la guardia”. Siempre he pensado que la certeza de que él edificará la casa o guardará la ciudad nunca nos exime de nuestra propia responsabilidad de poner albañiles con sus planos o guardias con sus armas y escudos. Punto.

Esta noche quiero animarte a descansar en el poder de Dios de manera activa. Deja que sea Dios el que hace la obra en tu casa, en tu negocio, en tu universidad o en tu ministerio… sólo que antes asegúrate que tales proyectos son de Dios. Entonces, haz tu tarea… tus cálculos, tus medidas… pon tus albañiles y tus guardias… eso es lo que a ti te toca.
Déjale a Dios el resto.

 

Nos vemos mañana.

Un pensamiento en “Descansa activamente en Dios…

  1. Gracias por permitir que Dios te utilice, necesitaba este mensaje, últimamente las cosas no van bien… y el “mundo se nos esta viniendo encima”
    Abrazos desde Colombia

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s