Despedida…


Saludos (todavía) desde la ciudad de Bogotá! La palabra “despedida” nunca tiene visos alegres ni animantes… esta noche tampoco los tiene para mí. Trataré de contarte mi día en pocas palabras… estoy agotado física y emocionalmente… salimos de la casa de los Garrido muy temprano por la mañana, dispuestos junto con Estefanía a realizar todos los trámites y diligencias legales relacionados con su estatus migratorio en este precioso país… la mejor palabra para describir el esfuerzo de este día es “maratónico”. A Dios gracias terminamos todo lo que teníamos que hacer (ni yo puedo creerlo) y hace un rato que estamos en nuestras respectivas casas ya listos para dar por concluido el día. Si no hubiera sido por una cantidad de hermanos que nos ayudaron (especialmente Rocío Garrido) lo que logramos hoy habría sido materialmente imposible.

¿Sabes? En El Salvador no me gustan las colas… no me gusta esperar… no me gustan los trámites burocráticos… no me gustan las oficinas de gobierno… no me gustan los formularios, los pagos de tasas e impuestos o cualquier otro trámite relacionado con los procesos gubernamentales. He descubierto que acá en Colombia… ¡tampoco me gustan! Las oficinas de gobierno son iguales vayas donde vayas… a mí me parece que son simplemente una extensión de la naturaleza humana. Todo el estrés de acompañar a mi hija en este proceso me ha dejado literalmente agotado… especialmente porque yo sabía la manera como terminaría el día.

Esta noche dije oficialmente adiós a mi hija… mañana regreso a El Salvador… la despedida sucedió al final de un día agotador… cuando ni las fuerzas físicas ni las emocionales estaban en su mejor estado. Fue… dificil. Punto.
Baste decir que no me gustó… para nada.

Como te dije hace unos días, este viaje a Colombia iba a estar plagado de posts “muy personales”… podría comentarte otras cosas… he estado en el libro de Josué aprendiendo (y reaprendiendo) algunos principios para mi vida… he disfrutado de la preciosísima amistad de algunos seguidores del Rey con quienes mi espíritu se acopla muy fácilmente… he tenido algunas muy buenas conversaciones ministeriales con Rudy (quien es “más unido que un hermano”) y con otros de los pastores que hay acá… he podido tener muy buenos tiempos con Dios a solas…. pero, mi corazón esta noche está embargado por las emociones de un día largo de despedida. ¿Quien sabe? Quizás debería haber titulado el post de hoy: “Los Pastores también Lloran”… no habría sido totalmente inapropiado.
Estoy cansado… buenas noches…

Nos vemos mañana.

7 pensamientos en “Despedida…

  1. Despedida..cuantas veses uno se despide de un ser querido de un Padre de la madre o de un familiar cercano hay un abrazo una lagrima ,hoy me toco a mi despedirme de mi hijo sin un abrazo una sola frace a mi ohido te llamare ,la incapacidad ante la suerte o la mala suerte te hace bulnerable y tienes resentimientos con tu propia vida el por que pasa esto mi hijo y su novia disgustados pelean vervalmente yo presente y solo puedo decir arreglen sus diferencias con calma,al decir esto la muchacha me trata mal y mi hijo forsejea con ella y accidentalmente ella cae la ley implacable llega y se lo llevan detenido hoy mi hijo empieza una condena de 9 meses en prision por una mujer inmadura y paranoica que cuando quizo dar pie atras al ver la cituacion de su novio ya fue tarde ,al regrezar de la corte le pedi que se fuera de mi casa ella no es la felicidad de mi hijo ni la tranquilidad mia y de mi esposa hijo aqui estare amandote como siempre esperandote como siempre ,siempre seras la razon de mi vivir

  2. Julio,
    Yo se lo triste que son las despedidas, aunque todavia no se que es despedirse de un hijo, y ni me lo quiero imaginar ahorita. Solo puedo decirle que estare orando por toda la familia. Yo se que su tranquilidad es saber que “Dios esta en control”.

    Un abrazo

  3. Hermano Amado: he pasado por eso y de solo pensarlo me salen las lágrimas, es duro, separarse de sus hijos, y me imagino como estará la Hermana Patty, muchas veces mejor callamos, por no llorar, pero si es por el bien de nuestros hijos hagamole frente, y que Dios les dé la fortaleza que necesita toda la familia. Que Dios les Bendiga.

  4. Julio:
    Se que no es facil la despedida porque cuando mi hermana se nos fue para México fue muy duro y a mi me dio muy duro porque yo siempre estuve pegada a ella y a mi sobrina por eso cuando nos vimos ayer en Compensar yo te dije que si me iba a ir para México si Dios permite entonces por eso hay que orar y pedirle a Dios que nos siga usando porque sabes que México también va a ser para Cristo por medio de nosotros porque tenemos mucha familia que vive alla en méxico.
    Luz Fanny

  5. hola hermano Julio, los pastores tambien lloran, se cansan y sufren, estoy segura que Diosito le dara la fuerza que necesita, las despedidas son muy triztes y me imagino que esta a de ser como la peor de todas, que Dios lo traiga con bien, le de animo y le renueve las fuerzas como las del aguila!!!! Un abrazo y muchas bendiciones!!!!

  6. Solo puedo decirle que entiendo!
    Hemos vivido días así, y sé por experiencia personal que son extremadamente difíciles!

    Solo puedo decirle que estamos orando por usted, su ministerio, su familia, su vida.

    Tengo el convencimiento que Estefanía está en la palma de la mano de nuestro Padre celestial… Lo cual significa que está y estará protegida por El. Esta etapa de su vida será particularmente enriquecedora, no solo académicamente sino también espiritualmente, sale de su casa (de su seguridad) para un lugar donde será como Rut, una extranjera, pero donde, la mano de Dios no la desamparara… sino todo lo contrario, la protegerá con especial cuidado. Dios tiene un especial cuidado de los extranjeros, y más si son sus hijos!

    Y para Uds. como padres, Dios también desplegara su gracia y amor, supliendo y respondiendo toda necesidad producto del deseo de proteger a su niña. Dios es Padre bueno, cuidara de sus necesidades y de las de ella!

    Gracias por compartirnos este aspecto tan personal de su vida!
    Dios es bueno!
    Estamos orando por ella y por ustedes!
    Bendiciones!

  7. Dejeme decirle que aunque es triste para un padre desprenderse de un hijo es mas triste dejarlo en otro pais lejos de la proteccion de uno, pero es la ley de la vida, todos algun dia hacemos eso ya sea aqui o en otro pais, pero lo felicito por el nuevo paso que su hija ha dado, pronto pasara el tiempo y se reuniran con ella. Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s